viernes, 24 de octubre de 2008

Visión de necesidades encubiertas II



Bueno, sí tengo una visión de cómo me gustaría vivir.
Mucha gente me dice: “Cásate de nuevo.”
Y yo contesto para mí mismo: “A estas alturas a un viejo no lo buscan por lo que pueda ofrecer sexualmente o afectivamente – el Sildenafil (Viagra), Cialis y demás son caros y arriesgados – sino por la plata. Y, no pienso compartir mi jubilación con nadie, y aquí incluyan todos los géneros que quieran...
Pero, así como protegí a los míos, debo admitir que también me gustaría sentirme protegido. Y no estoy hablando de hijos y nietos.
De hecho, es un sentimiento que existe en un buen matrimonio o en una buena amistad.
Y creo que todos los seres humanos necesitan sentir que hay un "alguien especial" independientemente de la edad que tengan.
En fin, mi visión es sentir un permanente abrazo protector. Es casi como que hubiese una gran burbuja protectora en forma de brazo con manos que provea cariño, pasión de vida, seguridad... Y no creo que sea el único que sienta lo que estoy expresando.
Simplemente, da vergüenza, a esta edad, admitirlo.
Lo triste es que la visión es simplemente eso, una visión.... Hay pocas probabilidades de que se convierta en realidad....
N.B.: Bueno, hay que reírse aunque se esté solo..... Les recomiendo el Hotel Promenade Volpi en Belo Horizonte.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

P.d. Algo que no te había comentado en el último correo, pero me ha encantado la entrada de hoy; por lo general no soy sensible, pero lo de hoy me ha llegado al alma.
Chiricano en Sevilla

Alex dijo...

Cada vez que leo sus comentarios acerca de la soledad ó de lo mal que la pasa sin su esposa, ni siquiera puedo imaginarme lo mal que se debe sentir, ya que nunca he perdido un ser tan cercano que la situación me pueda llevar a la depresión. Pero de depresión y de soledad entiendo mucho. Dado a que he tenído problemas de personalidad (que poco a poca se han ido mejorando) he vivido la mayor parte de mi vida practicamente en una aislamiento total sin amigos,y con padres emocionalmente ausentes, etc (aclaro que esto no tiene nada que con la orientación sexual). El punto es que a menudo leo que la gente se queja de la soledad solo cuando no tienen pareja sentimental y me parece que el problema es un poco más complejo. Pienso que la respuesta a la soledad no necesariamente es una pareja, creo que debemos aprender a confortanos emocionalmente nosotros mismos. Nuestra felicidad y paz interior no puede depender de otras personas. Con esto no quiero decir que tener pareja sea malo, muy por el contrario debe ser maravilloso (personalmente nunca he tenido una) pero la solución a la soledad tiene que venir de adentro y no de afuera, de esa manera cuando el ser amado ya no esté podemos reducir al menos un poco el dolor.

alejandro canton dijo...

Alex: Estoy totalmente de acuerdo contigo, y es algo que siempre le dije a la gente. Pero, vaya, qué diferente se siente cuando se siente en carne propia... En todo caso, estoy aprendiendo... ý comentando sobre el proceso para que todos aprendamos.
A.d.o.